Zapatillas clásicas

Los puristas de las zapatillas estarán de enhorabuena pues se impondrán las líneas básicas, las que se han llevado siempre y que prácticamente no han sufrido alteraciones pese al paso del tiempo y de las modas.

En este sentido, tanto fabricante como comercio, correrán pocos riesgos. Los primeros a la hora de diseñar y los segundos en el momento de comprar. A destacar versiones alternativas de las Air Jordan 1 o de las Nike Air Force 1.

Superposiciones de materiales, diseños modulares

Para sobresalir entre el maremágnum de marcas son muchas las empresas que han arriesgado desarrollando diseños modulares en los que se superponen y se intercalan diferentes materiales y accesorios. Empiezan a proliferar los zapatos desmontables e intercambiables que permiten, en algunos casos, tener hasta 115 modelos en un solo diseño.

 

Inspiración en el estilo outdoor

Una gran parte de las marcas de sneakers se han inspirado en el estilo outdoor en el momento de diseñar sus nuevas colecciones. Una tendencia que comenzó en el año 2019 y que parece que va a arraigar con más fuerza durante el 2021. Sirva como ejemplo la influencia de las Balenciaga Track 2.

Vuelven los 70, 80 y 90

Los modelos míticos que reinaron durante la década de los 70, 80 y 90 volverán a recuperar su protagonismo. Las zapatillas retro se presentan como la gran alternativa tanto para los nostálgicos como para los nuevos consumidores. Unos sneakers que recuperan la esencia de esos diseños históricos pero dotados con la nueva tecnología que este tipo de calzado incorpora en la actualidad. Quien no recuerda las Zapatillas ‘Blazer Mid 77 Vintage’ de Nike, la Suede Classic+ Trainers’, de Puma o la Nike Cortez.

Origen del sneaker, finales del siglo XVIII

A finales del siglo XVIII la gente solía calzar zapatos con suela de goma similares a las playeras o las zapatillas de loneta con suela de goma.

Pese a su sencillez, este tipo de zapato fue el que alcanzó mayor popularidad a finales del siglo XVIII y a lo largo del siglo XIX. La gran demanda con la que contaba este modelo fue lo que motivó que en 1892 nueve empresas fabricantes de goma se uniesen para formar la asociación de goma de Estados Unidos. Entre ellas estaba la Goodyear Metallic Rubber Shoe Company. Esta compañía fue la primera que obtuvo la licencia de un nuevo proceso de fabricación llamado vulcanización, descubierto y patentado por Charles Goodyear. La vulcanización utiliza el calor para unir la goma de la suela a la tela o a cualquier otro material. Este método consigue una adhesión más fuerte y permanente.

Desde 1892 a 1913 las diferentes divisiones de la compañía de goma de caucho para el calzado de Estados Unidos fabricaron sus productos bajo 30 marcas diferentes. La compañía aglutinó estas marcas bajo un nombre. Una de los primeras denominaciones que se barajaron fue Peds, origen latino de la palabra pie, sin embargo esa marca ya estaba registrada. En 1916 se realizan dos nuevas propuestas nominativas: Veds y Keds, eligiéndose finalmente esta última opción.

Las Keds eran unas zapatillas de goma con tapas de lona y fueron el origen de las primeras sneakers, que comenzaron a producirse y comercializarse en masa en 1917.

Este tipo de  zapatillas se denominaron sneakers, del inglés “to sneak up”, que traducido sería: “acercarse sin ser notado”. El término sneaker fue creado para N. W. Ayer&Son por el agente de publicidad Henry Nelson McKinney.

Leave a comment